Seguridad, la prioridad

Por El Vigía

Una vez que disminuyeron los efectos de la pandemia gracias al programa de vacunación masiva, la necesidad de garantizar seguridad pública en México resurge como el tema prioritario de los tres órdenes de gobierno, sobre todo en entidades como Baja California, que se ubica en el primer lugar nacional en homicidios dolosos.

Así que recuperar la paz social resulta ya una tarea urgente, porque municipios como el de Ensenada, cuya mancha urbana presumía ser de las más seguras del noroeste del país, de finales de 2016 a la fecha entró en un callejón sin salida por la escalada de asesinatos relacionados con el tráfico de sustancias prohibidas, derivados del enfrentamiento entre los tres cárteles que se disputan en esta plaza el control del narcomenudeo.

Sin embargo, lo que ocurre en este puerto también sucede en la mayor parte de la república, razón por la cual el presidente, Andrés Manuel López Obrador, busca establecer una estrategia de seguridad a través de acuerdos con los gobernadores en funciones y electos de Morena.

En una reunión privada en Palacio Nacional, el mandatario pidió concentrar las acciones anticrímenes en los 50 municipios con los índices delictivos más altos.

También urgió a mejorar la coordinación entre fuerzas estatales y federales, fortalecer las medidas de carácter social, y reforzar las mesas locales de seguridad.

“Nos reunimos, integrantes del Gabinete de Seguridad, con 16 gobernadoras y gobernadores electos y en funciones. Establecemos acuerdos para intensificar acciones y vivir en plena paz. Lo mismo haremos con los otros 15 mandatarios estatales”, informó.

Actualmente hay una estrategia especial para combatir el crimen en 15 municipios “de atención prioritaria”, mismos que concentran una cuarta parte de los homicidios del país.

Durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, el gobierno federal también instrumentó un plan anticrimen que incluyó a 50 municipios donde se cometían 4 de cada 10 asesinatos.

Acompañado del Gabinete de Seguridad y el Consejero Jurídico de Presidencia, López Obrador se reunió en privado con los 11 gobernadores electos y 5 en funciones de su partido.

Otros mandatarios confirmaron que López Obrador pidió atender el tema de seguridad de manera personal y participar en las mesas para la construcción de la paz.

A esta reunión asistió la gobernadora electa de Baja California, Marina del Pilar Ávila Olmeda, quien entrará en funciones a partir de próximo 1 de noviembre, pero desde ahora tienen claro que la violencia que se registra en los 6 municipios de la entidad exige medidas inmediatas, contundentes y efectivas, porque de lo contrario no habrá condiciones para recuperar la tranquilidad social, porque no sólo se trata de reducir los delitos de alto impacto, sino abatir los altos índice de ilícitos del fueron común, que de forma directa atentan contra el patrimonio de miles de familias.

Esta entidad fronteriza ya pagó un precio muy alto por haber permitido el crecimiento de la delincuencia organizada, pero si la mayoría de los ciudadanos se quedan como simples espectadores, las consecuencias serán peores.

Fuentes: https://www.elvigia.net/columnas/2021/7/16/seguridad-la-prioridad-374194.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!